Las 7 películas más bizarras para ver en Navidad

Marcianos, Nazis, asesinos… Para variar un poco de los clásicos que siempre se ven, traemos unas películas de Navidad que cuanto menos, les sacarán una sonrisa o susto de solo imaginarlo.

Por eso, para variar un poco estas fiestas, en La Última Fila traemos unas propuestas que aunque en tu sano juicio no vas a querer ver, por lo menos te surgirá esta pregunta ¿Cómo hicieron esto? Así que sin más dilación, te traemos 7 películas bien raras para ver en Navidad.

Creo que ya más de uno estará cansado de la temática navideña. No solo porque las películas ya no son buenas, sino que todas repiten algunos patrones insalvables. La familia debe estar unida, un malo que se vuelve bueno, un gran milagro… elementos que ya no sorprende como antaño.

Krampus: El demonio de Navidad (2015)

7 peliculas bizarras de navidad

Una propuesta relativamente nueva, pero no por ello reciente. De hecho, el demonio Krampus sí existe, y es un ser que castiga a las personas que han perdido el espíritu navideño. El Karai Vosa de los centroeuropeos, esta película, que aunque se revuelca en una comedia muy baratita, ofrece con sus toques de violencia -y unos efectos más que mejorables- un entretenimiento digno si ya te cansaste de El Grinch.

Santa Claus – 1959

Aunque tiene un nombre más breve que otra en la lista, no es menos estúpida. En esta versión, el Polo Norte estaba bastante frío, parece, y por tanto Papá Noel se encuentra en un palacio en… el Cielo. Esperá, se pone mejor. El Diablo -sí, leyeron bien- buscará destruir la nochebuena… porque sí. Solo un hombre podrá ayudar a nuestro símbolo de Coca-Cola… EL MAGO BERLÍN. Sí, Merlín y Santa Claus unirán fuerzas para detener las malvadas intenciones (obvio) de Satanás. Como la película es mexicana, se puede ver sin excusas.

Jack Frost (1998)

Peliculas de navidad bizarras

Quizá piensen que hablo del mismo personaje de El Origen de los Guardianes o incluso, de la simpática versión de Michael Keaton con el mismo nombre. Piense de nuevo, y piense de nuevo cómo pudieron hacer semejante aberración. Esta película, para empezar -mal-, es de terror. Se trata de un asesino en serie llamado Jack Frost, que mientras es transportado, su vehículo choca contra un camión de desechos radiactivos. Primera vez en la historia que el personaje muere, pero… resucita en forma de muñeco de nieve -porque había nieve en el camino-. Ahora, es una máquina asesina con brazos de palo y nariz de zanahoria. Brutal.

Sangrienta Navidad – 1974

Halloween, no existís. La primera película verdaderamente slasher, de tipos enmascarados que mutilan gente, está acá, en la primera películas de Navidad con asesinos en serie. El primer hombre psicópata en matar jóvenes en una festividad es él. Es la primera en llamar a la víctima desde el interior de la casa, y lo demás son mentiras.

Los Duendes – 1989

Desde acá se pone turbia la cosa. Al menos la otras daban risa avergonzada, acá podemos hablar de patologías mentales severas. Voy a tratar de explicar la trama. Una chica alemana se corta la mano durante un ritual antinavideño hecho en un bosque la sangre que cae despierta a un elfo, que en realidad es un demonio. En realidad, los elfos eran una pieza fundamental del plan de Hitler para lograr su nuevo orden mundial y con este ser maligno resucitado, un grupo de neonazis tratará de hacerse con la última mujer virgen de la raza aria… HAY QUE VERLA SEÑORES.

Santa Claus conquista a los marcianos – 1964

Una joya digna de preservar por la Unesco. De esas películas que uno debe ver antes de morir. Por medio de una entrevista en televisión, los marcianos -que por supuesto, tienen cable- ven a Santa Claus y quieren traerlo a Marte para que los niños de allí sean felices. Entonces, se formara una gran «batalla» por retenerlo en la tierra. Acción, suspenso y muchos actores sin amor propio envueltos en aluminio o leotardos.  Un disparate de principio a fin, que no puede dejar de ser visto por las generaciones venideras.

Sint – 2010

Infaltable en la lista de películas de navidad, sin embargo, no deja de ser perturbador. Sinderklaas es el eslabón holandés entre San Nicolás y el Santa Claus estándar, pero no nos contaron toda la historia. En esta versión, Papá Noel es en realidad un demonio del mismísimo infierno mismito, que debido a una apuesta perdida, debió ser bueno y bondadoso y regalar juguetes a los niños… hasta ahora. En este año, aprovechará su día de trabajo anual para hacer lo que es en realidad su vocación: Asesinar y atormentar a los niños. Fue tan controversial que varias familias holandesas pidieron que sea quitada de los cines, porque querían que los niños dejen sus medias y no minas…

¿Y vos? ¿Creés que ha faltado alguna? Contanos cuál ha sido la peor de todas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *